Silvicultura

Reforestación: Una Nueva Oportunidad Para La Tierra

29.04.2021
reforestación en el bosque de coníferas

¿Qué es la reforestación y para qué sirve? Diversas causas naturales o provocadas por el hombre conducen a una pérdida de vegetación en áreas silvestres y es ahí donde la reforestación entra en juego, plantando nuevos árboles para ayudar a mantener el equilibrio en el ecosistema. Existen diversas técnicas de reforestación dependiendo de la flora adyacente, además de la manera en que se haga: natural o artificial (con ayuda del hombre).

¿Qué Es La Reforestación Y Cuáles Son Sus Causas?

Para entender la palabra reforestación basta leer su concepto: consiste en sustituir los árboles cortados por una nueva generación de ellos. Esto se realiza con diversos fines:

  • restauración del área tras una cosecha de madera comercial;
  • compensación tras usar terreno virgen para realizar actividades humanas;
  • rejuvenecer bosques con ejemplares envejecidos;
  • regeneración de un área tras una catástrofe natural (por ejemplo, una reforestación después de un incendio);
  • mantenimiento del equilibrio del ecosistema y la biodiversidad;
  • proporcionar un hábitat a diferentes comunidades, etc.
tala industrial

Las mejores prácticas de reforestación recomiendan la plantación inmediata una vez que se ha talado o destruido un bosque. Las empresas de tala de árboles deben restablecer el equilibrio plantando nuevos árboles después de la tala, según la normativa gubernamental de muchos países.

La declaración de la ONU de Nueva York de 2014 obligaba a los países a reducir la deforestación dos veces para 2020 y a detenerla para 2030; sin embargo, su tasa anual casi se duplicó.

¿Por Qué Es Importante La Reforestación?

La importancia de la reforestación se explica por el papel que desempeñan los árboles en nuestro planeta. Los nuevos bosques ayudan a prevenir la erosión del suelo o la desertificación y son importantes para proteger los edificios y campos del viento. Los árboles a lo largo de las riberas de los ríos o las costas fortifican y estabilizan la zona. Los bosques son hábitats naturales para especies únicas, que en algunos casos no pueden desarrollarse en ningún otro lugar. Por eso es importante la reforestación no sólo para regenerar las zonas degradadas o destruidas, también para rejuvenecer la cubierta arbórea.

La reforestación de árboles se aplica para restaurar los bosques destruidos tras desastres naturales como incendios, inundaciones, terremotos, etc. También se utiliza la reforestación de bosques en lugares que han estado sujetos a intervenciones artificiales como minería, arqueología o construcción. Por tanto, la reforestación es un método eficaz para hacer frente a la deforestación y mejorar la situación ecológica.

Métodos De Reforestación

La reforestación ambiental se lleva a cabo de dos maneras, natural o artificial. El proceso de reforestación natural se basa en el enraizamiento de semillas y brotes de árboles cercanos sin ayuda humana; sin embargo, es lenta e insuficiente y debe ser complementada con otras técnicas cuando la sustitución de árboles implica participación humana.

mujer está plantando árboles en el bosque

La reforestación es una operación rutinaria en las explotaciones forestales. Su enfoque óptimo combina la reforestación con la deforestación cuando se cortan los bosques de forma que se ayuda a establecer otros nuevos.

Existen dos opciones de clasificación de las técnicas de reforestación, en función de la edad de los árboles coexistentes:

  • Árboles de edad uniforme: se retira el sotobosque maduro para dejar que crezca el nuevo;
  • Árboles de distinta edad: los árboles viejos y los más jóvenes crecen juntos.

Ambas se usan en Estados Unidos. La elección de cada método de reforestación depende de si la especie puede crecer al abrigo de otras o no y las peculiaridades climáticas de cada región. Así es como la deforestación da lugar a nuevas masas arbóreas cuando los árboles maduros que quedan promueven nuevas generaciones proporcionando semillas, hábitat para la fauna, refugio contra luz solar excesiva o viento, etc.

Métodos De Envejecimiento Desigual

El sistema de reforestación de envejecimiento desigual sugiere la tala de un grupo de árboles o árboles sueltos, proporcionando espacio para los nuevos.

El tamaño de la superficie de los cortes de grupo difiere en la anchura y puede alcanzar dos alturas de árboles maduros. La anchura depende de la cantidad de luz que requiera las especie. Píceas, arces, robles, la cicuta y el cedro rojo toleran la sombra y basta con una abertura pequeña; los robles, el pino taeda y el abeto de Douglas necesitan más luz y, en consecuencia, más espacio. La selección de grupos abarca toda la extensión del bosque.

cortes de grupo del bosque

La técnica de reforestación de un solo árbol elige árboles separados de todos los tamaños y los corta uniformemente a lo largo del terreno. Dado que la apertura es muy estrecha, el método sólo es adecuado para especies que toleran la sombra (por ejemplo, la cicuta o el arce azucarero). Es también aplicable en zonas heladas o secas.

Métodos De Envejecimiento Uniforme

El sistema de reforestación de envejecimiento uniforme se utiliza para proporcionar suficiente luz solar a los árboles jóvenes. Incluye técnicas como la tala rasa, árbol semillero y tala de regeneración bajo cubierta.

La tala rasa es la completa eliminación de árboles maduros para dejar que crezcan los nuevos. Sin embargo, algunos árboles pueden conservarse como refugio para la fauna o como riberas de amortiguación. Se trata de un método de reforestación muy popular para regenerar álamos, árboles de las tulipas, abedules papiríferos, abetos de Douglas, robles rojos y blancos, pinos de Labrador, etc.

árboles jóvenes y maduros crecen juntos

La reforestación se realiza mediante siembra natural o directa, germinación o plantación. En algunos casos, puede reforzarse con material mejorado genéticamente.

La técnica de árbol semillero implica dejar varios árboles maduros para dar semillas (6-15 por acre). Normalmente, se cortan después de que las plántulas arraiguen o se dejan para la vida silvestre o por estética.

Este tipo de reforestación puede combinarse con la plantación si la siembra natural no es suficiente. La reforestación con semillas es buena para algunas especies de pinos y robles.

La tala de regeneración bajo cubierta incluye el cultivo de árboles jóvenes con árboles maduros que proporcionen refugio. El método contiene tres etapas:

  • tala preparatoria para una mejor producción de semillas;
  • tala de establecimiento para suministrar semillas;
  • tala de eliminación de los árboles maduros para erradicar la competencia.

Este método se utiliza para el arce azucarero y algunos tipos de roble y pino.

Beneficios De La Reforestación

Las ventajas de la reforestación son diversas, siendo las más importantes:

Reforestación Para Mitigar El Cambio Climático

La liberación excesiva de carbono es uno de los principales problemas del calentamiento global y es aquí donde la reforestación combate el cambio climático. ¿Cómo afecta la reforestación al ciclo del carbono? En el proceso de fotosíntesis, los árboles absorben carbono y lo convierten en nutrientes necesarios para su desarrollo. Cuanto más joven es el bosque, más carbono puede almacenar. La madera secada en horno tiene un 50% de carbono, lo que significa que la capacidad de los árboles para acumular carbono es impresionante. Además, gran parte de este se almacena en los suelos forestales. Por ello, la reforestación es una práctica importante para eliminar el cambio climático.

Mejora De La Calidad Del Aire

La fotosíntesis explica otro de los beneficios de la reforestación, ya que las plantas no sólo absorben el carbono, sino que también liberan oxígeno. Por esta razón, los bosques son conocidos como los pulmones de nuestro planeta. En consecuencia, cuantos más bosques tengamos, más puro será el aire que respiramos. Además, la reforestación es eficaz para evitar las tormentas de polvo, lo que contribuye a la pureza del aire.

arroyo del bosque con agua clara.

Mejora De La Biodiversidad

La variedad de ecosistemas dentro de los bosques es inmensa y uno de los más ricos se encuentra en los bosques tropicales. En particular, las selvas amazónicas cuentan con miles de especies de árboles y otras 50.000 plantas, además de abundante fauna.

El Instituto de Recursos Mundiales clasificó las pérdidas en bosques primarios tropicales de 2019 como las terceras más importantes del siglo XXI. En este sentido, la reforestación de la selva tropical es una tarea de gran importancia en la actualidad. Combate la extinción de especies raras, tanto de plantas como de animales.

Restauración Del Hábitat Natural

Las talas de bosques privan a la fauna de su hábitat natural y algunas especies sólo existen en zonas aisladas. No solo afecta a la fauna, también a las plantas, por eso la reforestación de especies nativas es esencial para preservar su población y su existencia.

Mantenimiento De La Calidad Y El Ciclo Del Agua

Los árboles almacenan el agua de lluvia absorbiéndola con sus hojas y raíces. Asimismo, liberan humedad en la atmósfera mediante la transpiración; también ayudan a mantener un nivel de agua suficiente en las masas de agua locales. Como los árboles retienen la humedad y reducen las escorrentías, la reforestación también mejora la infiltración del agua y su calidad.

Enriquecimiento De La Fertilidad Del Suelo

La reforestación contribuye a la salud del suelo por varias razones:

  • Es hábitat para los microorganismos del suelo que participan en la descomposición, potenciando su fertilidad.
  • Las hojas y ramas caídas forman materia orgánica.
  • Los sistemas de raíces fuertes mantienen la tierra en su sitio y evitan la erosión y los desprendimientos.
  • Al reducir las escorrentías, los árboles conservan los nutrientes en el suelo.
hojas caídas y ramas que forman la materia orgánica del suelo forestal

Prevención De Inundaciones

Los árboles hacen de barrera para las corrientes de agua durante las inundaciones o los aguaceros. Al reducir la velocidad de las corrientes, mejoran la absorción del agua. Como impide inundaciones, la reforestación mitiga daños y pérdidas causadas por estas.

Inversión De La Desertificación

Los suelos desnudos son propensos a la erosión eólica e hídrica, que conduce a la desertificación. La reforestación aborda el problema de dos maneras: con las raíces de los árboles y con la cubierta vegetal del suelo del bosque.

Gestión De La Reforestación

Los efectos de la reforestación son más que evidentes con una gestión adecuada. Por tanto, es importante desarrollar un buen plan de reforestación, dependiendo de cuál sea el propósito de dicha reforestación (restauración después de deforestación ilegal, cosecha, incendios forestales, etc.).

Al haber diferentes propósitos, los mejores árboles para la reforestación también serán diferentes. Algunas especies son las que más carbono absorben, otras son las de más rápido crecimiento, otras se adaptan mejor al ecosistema. No hay una respuesta universal a esta pregunta.

Otro punto de discusión es si la reforestación puede o no restaurar el ecosistema anterior del bosque. Esto depende de la especie. Un solo tipo de árbol dará lugar a un bosque de monocultivo, mientras que múltiples especies aumentarán la biodiversidad. Los bosques de monocultivo son más susceptibles a enfermedades y otras condiciones desfavorables, mientras que los de policultivo tienen más posibilidades de sobrevivir. Además, las cortas o las quemas controladas resultan ser un medio eficaz para acelerar la restauración natural y la diversificación del ecosistema.

La gestión y monitorización de la reforestación es más fácil con la observación remota, especialmente en lugares de difícil acceso. Con las imágenes por satélite de EOS Data Analytics, los silvicultores pueden monitorizar el progreso de la reforestación, descubrir a tiempo si las cosas van mal y reaccionar adecuadamente. Con observación remota de baja resolución y resolución media se pueden detectar cambios 1-2 años después de la plantación de árboles, mientras que con la de alta resolución se puede obtener información mucho antes.

EOSDA ofrece monitorización por satélite de los bosques jóvenes tras la reforestación para identificar las zonas con un dosel insalubre, de modo que los silvicultores puedan tomar medidas para salvar esos árboles. Además, la detección de cambios ayuda a determinar la pérdida de bosque en estas zonas. Por ejemplo, los valores bajos del NDVI indican problemas. No pueden identificar la causa exacta, pero invitan a explorar y analizar la zona. Una disminución de los valores del NDVI puede ser el resultado de talas de bosque, deforestación ilegal, incendios forestales, daños causados por huracanes, uso excesivo de productos químicos o infestación de plagas. Los valores bajos del índice también pueden ser una señal de sequías o sequedad en el ambiente.

Para analizar la cubierta forestal puede utilizar nuestro producto final, LandViewer, y el gran número de combinaciones de bandas disponibles, o solicitar una solución personalizada. Con LandViewer, actualmente puede detectar el área deforestada para restaurar el bosque cortado.

máscara de deforestación de EOSDA

Otro de los indicadores positivos de la reforestación y cómo se está recuperando un bosque es la cobertura del suelo alrededor de los árboles. EOSDA puede ayudar a diferenciar el dosel del bosque de la vegetación del suelo y evaluar la calidad de cada uno.

Con EOSDA es posible controlar el crecimiento del bosque tras la reforestación y gestionar sus riesgos. Para obtener más soluciones personalizadas de gestión forestal, póngase en contacto con nuestro departamento de ventas en sales@eos.com.